PREOCUPACIÓN POR EL FUNCIONAMIENTO DE UNA PAPELERA EN MISIONES | apfdigital.com.ar
sábado, 20 de octubre de 2018
Hora: : :

Hoy: 13008  visitas  | online 211  Lectores
PROVINCIALES

PREOCUPACIÓN POR EL FUNCIONAMIENTO DE UNA PAPELERA EN MISIONES

 CAPITAL FEDERAL, 21 DIC (APF.Digital)
- La preocupación por los posibles daños ambientales provocados por los gases y olores provenientes de la planta industrial celulósica de la firma Alto Paraná SA ubicada en Misiones y el pedido de informe al Ejecutivo Nacional sobre las circunstancias del deceso de dos trabajadores en las instalaciones de la planta es lo resuelto por la Cámara de Diputados de la Nación a través de la aprobación de dos proyectos de Resolución presentado por la legisladora Blanca Osuna


Uno de los proyectos de Resolución presentado por la legisladora entrerriana y aprobado en la Cámara Baja de la Nación expresa la “profunda preocupación por los posibles daños ambientales, turísticos, sociales y en la salud humana provocados por las emisiones de gases y olores nauseabundos provenientes de la planta industrial celulósica de la firma Alto Paraná S.A. ubicada en Puerto Segundo, en las inmediaciones de la localidad de Puerto Esperanza, Provincia de Misiones”.


Asimismo, y dentro de los Fundamentos del proyecto, la diputada Osuna sostiene que “corresponde a las autoridades nacionales velar por la protección del medio ambiente y la salud de la población. En tal sentido, esta situación de riesgo ambiental ya ha sido planteada al Gobierno de Misiones, encargado primario de hacer cumplir la normativa pertinente”, y precisa que “el presente proyecto propone expresar al Poder Ejecutivo nacional la preocupación de esta Honorable Cámara al respecto, con el propósito de llamar la atención de la comunidad política nacional sobre esta cuestión y darle así la relevancia que merece”.


Cabe destacar que el proyecto establece extender una copia de éste a la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable del Ministerio de Salud y Ambiente de la Nación.



· Olores y gases


En los Fundamentos del mencionado proyecto se incluye detalles del holding chileno Arauco, principal productor de celulosa en América del Sur y tercero en el mundo, controlando varias empresas de gran tamaño, diversas plantas de celulosa y aserraderos, un laboratorio de investigaciones genética denominado Bioforest y en nuestro país, Alto Paraná S.A.


Puntualmente, a lo que a la planta celulósica de Alto Paraná S.A. se refiere, se indica que está radicada en Puerto Segundo, Puerto Esperanza, Provincia de Misiones. También se brinda precisiones sobre la producción (produce al año unas 350.000 toneladas de celulosa de fibra larga, blanqueada en dos tipos (Kraft y Celulosa Fluff). Señala que el proceso para obtener la fibra es conocido como proceso ácido, al Sulfato Kraft, y que si bien en teoría este proceso tendría que ser hermético, los escapes son frecuentes.


La legisladora recuerda que dicho proceso industrial estuvo en la raíz de un desastre ambiental de gran envergadura que el grupo empresario protagonizó en la República de Chile en febrero de 2004, y cita la denuncia que oportunamente efectuó el Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales ante las autoridades que tuvo como corolario un posterior estudio de la Universidad Austral de Valdivia que determinó la responsabilidad directa del Grupo Arauco por la destrucción del ecosistema.


Menciona la orden de cierre temporal que determinó la Comisión Regional del Medioambiente de la X Región a raíz de las numerosas irregularidades detectadas respecto a las disposiciones de la ley de calificación ambiental, y la visita que en 2005 realizó la organización no gubernamental Guayubira a la planta de Puerto Esperanza con el fin de analizar el posible efecto de las plantas de celulosa a instalar en Fray Bentos (República Oriental del Uruguay) frente a Gualeguaychú (Entre Ríos, Argentina).


Más adelante, la diputada cita el testimonio de visitantes de las Cataratas del Iguazú en plena zona de Estación Garganta del Diablo quienes sintieron el característico olor en todo el área. En ese sentido, la legisladora advierte sobre los riesgos de que las cataratas pierdan el carácter de Patrimonio Mundial de la Humanidad y consecuentemente, el destino por excelencia del turismo internacional en la República Argentina y miles de puestos de trabajo genuinos.


En este marco, también hace referencia al olor nauseabundo en Colonia Wanda, en Puerto Libertad y hasta en la propia ciudad de Puerto Iguazú (es decir a unos 50 kilómetros de la planta) y en días de viento norte el hedor baja a localidades como Puerto Esperanza, Colonia Delicia, Victoria y hasta El Dorado (a poco más de 50 kilómetros).



· Pedido de informe al Ejecutivo Nacional


Además, la Cámara de Diputados de la Nación resolvió dirigirse al Poder Ejecutivo nacional para que informe sobre las circunstancias en que se produjo el deceso de dos trabajadores en piletones de depuración de efluentes altamente contaminantes en la planta celulósica que la empresa Alto Paraná S.A. el 7 de octubre de 2005. Asimismo, solicita información respecto a la existencia o no de un túnel de “by pass” usado por esa planta para verter líquidos industriales en el río Paraná, volcados en crudo o directamente sin tratamiento alguno, en contradicción con la normativa ambiental vigente.


En los fundamentos de la norma se expresa que el 7 de octubre pasado, dos jóvenes vidas llegaron a su fin como consecuencia de un accidente sucedido en el área de depuración de efluentes del predio de la planta celulósica de Alto Paraná S.A., en Puerto Segundo, Municipio de Puerto Esperanza de la provincia de Misiones.


Textualmente se refiere que “la escasa o nula información suministrada por la empresa, junto a las varias versiones de vecinos e incluso familiares de las víctimas, crean una especie de “secreto a voces” sobre el tipo de accidente acaecido, con el desenlace fatal de los dos obreros que perdieron sus vidas y del procedimiento seguido para el rescate de los cuerpos”.


A modo de fuente testimonial, se transcribe un artículo publicado en el diario El Territorio de Misiones el 8 de octubre en el que se dio cuenta del hecho:


“Dos operarios de una empresa contratista que brinda servicios a la firma Alto Paraná perecieron ayer luego de caer en el interior de un piletón ubicado en el sector de tratamiento de líquidos y sólidos efluentes de la planta celulósica, informaron fuentes policiales. Los efectivos de la comisaría de Puerto Esperanza tomaron conocimiento del luctuoso episodio alrededor de las 18.20 de ayer, al parecer alertados por un llamado telefónico. Inmediatamente enviaron un móvil policial que al arribar al escenario del hecho constató la veracidad de la denuncia.


Según precisaron fuentes policíacas, anoche, alrededor de las 21, personal especializado logró rescatar los cadáveres de las profundidades de la pileta, en medio de un clima tenso en la fábrica y de suma expectativa. Al cierre de esta edición, una fuente de la fuerza de seguridad identificó a las víctimas fatales que, según apuntó, serían de apellidos Galeano y Duarte, respectivamente. De todas maneras, no trascendieron mayores datos de los mismos ni cuáles eran las funciones específicas que cumplían en la planta.


En el campo de las averiguaciones, trascendió que los trabajadores habrían estado realizando tareas de limpieza en el mencionado sector. En un momento determinado, y por causas que se investigan, ambas personas cayeron en el interior del piletón, perdiendo la vida prácticamente en el acto. Otra de las versiones que no fue confirmada anoche por los investigadores es la que habla de la supuesta peligrosidad del contenido existente en el lugar donde se precipitaron Galeano y Duarte. Sin embargo, según trascendió desde los informantes, se trataría de agua.


Anoche, representantes de la empresa Alto Paraná mantuvieron contactos con los familiares de las víctimas a fin de poner a su disposición los elementos que sean necesarios para afrontar las circunstancias derivadas de la tragedia. La firma en la que Galeano y Duarte desempeñaban tareas sería una empresa contratada por Alto Paraná, aunque no se especificó para qué tipo de actividades. En el caso intervino personal de la comisaría local y de la Dirección Criminalística de la Unidad Regional V de Puerto Iguazú. Las actuaciones fueron labradas por los efectivos del caso, con intervención del Juzgado de Instrucción II, secretaría Uno, de la ciudad de El Dorado, concluyeron los voceros policiales”.


A continuación, en los fundamentos se manifiesta que “la alta temperatura del líquido donde cayeron los obreros, el altísimo tenor de contaminantes que produjeron su deceso en forma instantánea, y las más de nueve horas que pasaron sin que se pudiera retirar los cuerpos sin vida, sugieren serias falencias de la empresa celulósica en el área de depuración de efluentes”.


Se menciona también que versiones extraoficiales indicaron que ante la imposibilidad de rescatar los cuerpos aparentemente se habría conectado el líquido de la pileta a un caño de gran dimensión encubierto, y en pocos minutos se encontraron los cadáveres de los obreros en el río Paraná.


“Es decir que, la empresa tendría instalado un conducto tipo “by pass” (conducto adicional) disimulado para la descarga directa de efluentes sin tratar en el río Paraná para uso habitual en dicha operación, especialmente después que duplicara la producción de celulosa de fibra larga hace relativamente poco”.


“De lo contrario –se cuestiona en la resolución- ¿cómo aparecieron los cuerpos en el río si los infortunados obreros cayeron en un piletón de depuración de contaminantes, bastante alejado de ese curso de agua? Estos detalles no oficiales del accidente laboral darían cuenta de la presencia de un mecanismo perverso para evacuar los desechos industriales de la planta”.


Por un lado, “unas piletas de descontaminación para consumo del público y los inspectores ambientales, y por el otro lado, cuando la fábrica está produciendo al máximo (lo habitual durante varios meses al año), un gran conducto alternativo disimulado que entrega al río Paraná toda la descarga de efluentes directamente en crudo, es decir sin tratar, sin depurar e incluso con el agua a temperaturas muy elevadas. Este mecanismo está prohibido en la República Argentina, en Misiones y más aún tratándose de aguas internacionales en la frontera de nuestro país con la República del Paraguay. Creemos que estos trascendidos, juntos con el sugestivo silencio de la empresa multinacional chilena merecen una eficiente aclaración”.


“No estamos en condiciones de afirmar que la situación sea la descripta anteriormente, pero son tantas en la zona las voces que se alzan advirtiendo sobre irregularidades, tan pocas las palabras oficiales de la empresa responsable y tan malos sus antecedentes ambientales que creemos que los interrogantes que penden sobre las circunstancias en que se produjo el accidente laboral no pueden quedar sin respuesta”, se establece en los fundamentos de la resolución para finalizar. (APF.Digital)



Fecha Publicación: 21/12/2005  08:15 

Archivo

Acceda a toda la información digitalizada

Más Información
Agmer convocó a Congreso extraordinario para el martes Fuertes advertencias de la ONU al Gobierno de Cambiemos por recortes en el gasto social UTA levantó el paro y habrá servicio nocturno de colectivos urbanos AMET se suma al paro del 24 de octubre Convocan para este viernes a los apoderados de las listas que competirán en las elecciones partidarias de la UCR El martes se conocerá la sentencia en el juicio por la desaparición del melli Diputados avanzó en Comisión con acuerdos previos al Presupuesto 2019 Bovril firmó un convenio con el STJ para la intervención conjunta en materia de violencia de género



apfdigital.com.ar
E-mail:direccion@apfdigital.com.ar
Paraná - Entre Ríos
Argentina

NAVEGACION

REDES SOCIALES

Copyright ©2018 todos los derechos reservados Diseño Web Grandi y AsociadosGestor Contenidos Grandi y Asociados